LOADING

Type to search

La vida de Dennis Rodman: De dormir en la calle a ganar la NBA

Otros Deportes

La vida de Dennis Rodman: De dormir en la calle a ganar la NBA

Rodman es el  hombre que se convirtió en el mejor defensor de la historia en la NBA moderna.

Dennis Keith Rodman, nació  en New Jersey  en 1961. Fue abandonado por su padre a los pocos años de edad, se crio juntos  a sus dos hermanas y su madre. El exbaloncestista comenzó siendo un novato humilde, que se vestía y actuaba como un chico normal para luego con los años convertirse  en un jugador único, dentro y fuera del campo de juego.

Desde el 19 de abril, se está emitiendo en la plataforma digital Netflix un documental de Michael Jordan llamada ‘The Last Dance’. Es una serie documental de ámbito deportivo, centrada en la temporada 1997-98 de los Chicago Bulls de la NBA.

En el tercer episodio de la serie, se habla un poco más en la personalidad del ex pívot Detroit Pistons y los Chicago Bulls, ambos equipos con él en la plantilla, lograron el título de la NBA.

A los 25 años Rodman llegó a Pistons, los ‘Bad Boys’, era un novato ‘normal’, sin tatuajes, sin piercings, sin un peinado extravagante. De niño sufrió bullying, no contó con su padre y a los 18 años su madre le echó de casa porque no hacía nada con su vida ni conseguía dinero. Vivió “como pudo”, menciona en la serie.

“Mi madre conducía autobuses escolares y se cansó de mí. Pasé dos años en la calle dando tumbos, durmiendo donde podía, en el jardín de mis amigos, donde fuera. Podía haber sido traficante, pero no, sólo veía a los que lo eran. Podía haber terminado en la cárcel o muerto, pero iba al gimnasio y me empezó a gustar el baloncesto”, indica Rodman.

Rodman era un jugador con un talento sobrenatural para la defensa y para el rebote. En dicho documental  Rodman explica cómo mejoró su reacción ante los rebotes, cómo debía hacer, dónde podían caer y que  entrenaba hasta altas horas de la madrugada en el gimnasio para aumentar su capacidad de reacción ante los fallos de sus compañeros y rivales.

Luego de varios años exitosos, Chuck Daly, su protector y ‘padre’ en Detroit, abandonó los Pistons y Rodman comenzó su vida fuera de las pistas. En febrero de 1993 y tras  estar con paradero desconocido, encontraron a Dennis dormido en un coche acompañado de un rifle. En esos momentos pasaba por una grave crisis emocional y estuvo a punto de suicidarse, según cuenta en su libro ‘Bad as I Wanna Be’. Los Pistons resolvieron traspasarle al San Antonio Spurs y ahí nació un ‘nuevo Dennis’. Se tiñó el pelo, se puso aros y piercings,  comenzó a ” ser libre”, como él mismo reconocía en los programas televisivos de esa época. “No conocen a Dennis. Escriben cosas estúpidas para hacerme parecer un idiota”, decía.

Por último, Dennis Rodman ha dicho que el nunca jugo por la fama, que nunca jugo por dinero, simplemente para sobrevivir.

Tags:

You Might also Like

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *